Agapornis: 10 consejos básicos

consejos-agapornis

1.- Programa de fitness

Todos los inseparables que viven dentro de casa necesitan poder volar libremente. Solamente los pájaros que vuelan con regularidad pueden mantenerse siempre sanos y en forma. Las pajareras de exterior deben tener varios metros de longitud para que los pájaros puedan mantenerse bien durante todo el año.

2.- Alimentación saludable

Los inseparables necesitan una mezcla de granos muy variados con poca grasa y complementada con vitaminas y minerales. En su dieta no hay que olvidar de incluir siempre frutas y hortalizas, desde manzanas hasta calabacines. Las plantas silvestres no sólo les aportan nutrientes sino que además los mantienen muy entretenidos. La nutrición se completa con una piedra caliza o una pluma de sepia.

3.- Baños de sol

La luz es muy importante para los pájaros, y lo que necesitan es luz solar directa sin que pase por ningún filtro (vidrio) que pueda eliminar su radiación UV. Lo ideal son las pajareras de exterior, colocar la jaula junto a una ventana abierta cuando haga calor, o emplear una lámpara de luz de día durante el invierno.

4.- Nunca solos

Los inseparables necesitan convivir con otro pájaro de su misma especie con el que puedan establecer una relación afectiva. Si un miembro de la pareja muere, hay que sustituirlo lo antes posible. A los agapornis podemos mantenerlos en pequeños grupos, pero siempre formados por parejas.

5.- Atención, sonidos potentes

Parece mentira que con los pequeños que son puedan tener semejante potencia de voz. El ensordecedor sonido que son capaces de emitir no sólo puede ensordecer tus oídos sino que en más de una ocasión ha sido la causa de que dos vecinos que antes eran amigos acabasen viéndose en un juzgado. Antes de comprarlos, asegúrate de su potencia de voz y de la forma que puede repercutir en tu vecindario.

6.- Reproducción

Los inseparables solamente se reproducirán si les proporcionamos una caja nido. No los críes si no sabes lo que luego vas a hacer con la descendencia. A cada pájaro habrá que proporcionarle un compañero con el que no esté emparentado.

7.- Un buen comienzo

Para que se establezca una buena relación entre el cuidador y sus animales, es necesario tener mucha paciencia y empezar con una pareja no demasiado joven pero que se lleve muy bien. Si durante las primeras semanas les ofreces tranquilidad, cariño y comodidad y les hablas en un tono afectuoso, no tardarán en perder su timidez inicial.

8.- Cuida su seguridad

Los inseparables no deberán estar expuestos a ningún posible peligro, ni cuando vuelan sueltos ni cuando están en la jaula. Retira las plantas venenosas y los objetos peligrosos antes de que tus pájaros puedan llegar a entrar en contacto con ellos.

9.- Visita al médico

Los pájaros suelen disimular sus males mientras les sea posible. Por tanto, para detectar a tiempo cualquier enfermedad es necesario observarlos diariamente durante un rato. Es importante que siempre tengas a mano la dirección y el teléfono de un veterinario experto en aves exóticas.

10.- Sorpresa en el jardín

Siembra en el jardín o en una maceta un poco del grano que habitualmente les das a tus pájaros. Te asombrará ver el tipo de plantas que aparecen, y tus pájaros también disfrutarán de lo lindo picoteándolas para comérselas.

¿Y tú que opinas?