Año del Bicentenario del Perú: 200 Años de Independancia

Collpa de los guacamayos

collpa-de-los-guacamayos

Para los aficionados de los loros, visitar una collpa de guacamayos será seguramente una de las experiencias más inolvidables de tu viaje a la selva amazónica.

Constituye en sí misma una de las atracciones visuales más resaltantes de la selva peruana.

Los viajeros que se aventuran a llegar a este maravilloso paraje natural, tienen la suerte de encontrarse con diferentes y exóticas especies animales, algunas de las cuales todavía son inclasificables. Cuenta con la presencia de un barranco donde hay una formación de abundantes minerales, hasta la que acuden variados animales silvestres en busca de alimento.

Coloridos guacamayos de pecho amarillo vuelan y aterrizan sobre el acantilado. Es gracias a la abundante presencia de ellos, que la colpa adopta su nombre. El increíble despliegue de color que emanan estas pequeñas aves, representan un espectáculo digno de contemplar.

Se llega a creer que las pequeñas partículas de arcilla sirven para desintoxicar la dieta de frutas de las aves. Muchas frutas y nueces especialmente cuando son inmaduras, se defienden de los depredadores utilizando abundantes tóxicos químicos. Las partículas de arcilla son suficientemente pequeñas para limpiar las toxinas del ave antes de que ingresen al cuerpo.

Ubicación

La gran Collpa de Guacamayos se encuentra ubicada en la Zona Reservada Tambopata – Candamo, margen izquierda del río Tambopata, a 120 kilómetros de la ciudad de Puerto Maldonado.

¿Cómo llegar?

Se accede desde Puerto Maldonado en embarcación fuera de borda aproximadamente entre 6 y 8 horas de viaje, surcando el río Tambopata. Normalmente se realiza una escala en uno de los Lodges del camino para pasar la noche.

¿Y tú que opinas?