Año del Bicentenario del Perú: 200 Años de Independancia

Danza Diablos de Cajabamba

Danza Diablos de Cajabamba

El origen de las danza Diablos de Cajabamba es hispánico, Estos personajes aparecían específicamente en el siglo XII, en la festividad religiosa del Corpus Christi, representando la fealdad del hombre alejado de Dios; asimismo, las tarascas, cabezudos, gigantes y enanos que son representaciones satíricas de la política y de la sociedad española, iban adelante abriendo camino a la procesión, asustando a la feligresía y representando la victoria del bien contra el mal posteriormente, en el Perú evangelizado aparece la danza en las procesiones del Corpus Christi y en honor a los santos o vírgenes o patrones de cada pueblo.

En el año de 1669 se funda en Cajabamba Antonio de Castañeda y en 1750 el fraile Agustino Domingo de la Rea proclama a esta Virgen como patrona de la «Siempre Fiel Ciudad de Cajabamba». Es en esa época es que aparece en Cajabamba la danza de diablos, tomada de las tradiciones españolas.

La danza Diablos de Cajabamba es ejecutada únicamente por varones, quienes se ofrecen a bailar para la Virgen del Rosario en un acto de devoción a ella y con el propósito de lograr el perdón de sus pecados.

Durante la Fiesta de la Virgen del Rosario se realizan múltiples actividades religiosas, culturales y sociales como son: misas y procesiones, corrida de toros y peleas de gallos, actividades deportivas y una feria agropecuaria; sin embargo, es la danza de diablos la expresión emblemática de la celebración y la que es reconocida por los pobladores de Cajabamba como expresión del ser cajabambino.

Uno de los pasajes más importantes de esa fiesta es la adoración del danzante dentro del templo, ritual característico y singularidad de esta comparsa que expresa la idiosincrasia y la religiosidad de Cajabamba, pues no se ha registrado en otras danzas de diablos que estos personajes ingresen al templo ya que, por lo general, no se les permite acercarse a la imagen venerada.

Vestimenta de la danza Diablos de Cajabamba

Los elementos de la indumentaria que se utilizan en la danza están rigurosamente estipulados en los estatutos de la Asociación Diablos de Cajabamba, la misma comprende la máscara tradicional, la blusa bordada con flecos, el faldellín bordado, pantalones bordados hasta debajo de la rodilla, medias de color carne, zapatos blancos, cinturón bordado, guantes blancos, chicote de cuero trenzado, espada y ramo de claveles y rosas.

La máscara o mahoma se fabrica con la antigua técnica escayola transmitida de generación en generación y cuya tradición es conservada por algunas familias de Cajabamba.

La belleza y originalidad de la música y de la coreografía, así como la valiosa artesanía de la fabricación de las máscaras y el laborioso bordado de la indumentaria, se han mantenido gracias a la motivación que genera esta danza en los pobladores de Cajabamba, quienes conservan y salvaguardan esta expresión como elemento principal de su identidad cultural.

La danza Diablos de Cajabamba fue declarada Patrimonio Cultural de la Nación por el Ministerio de Cultura, tal como lo estipula la Resolución Directoral Nacional Nro. 1276/INC-2008 con fecha, 16 de setiembre de 2008.

Ven a conocer nuestras costumbres y mucho más

El Perú es un país lleno de costumbres, con sus tradiciones en cada rincón del país te envolverás con la magia peruana, que esperas ven y disfruta de todo el Perú.

¿Y tú que opinas?