Año del Bicentenario del Perú: 200 Años de Independancia

Perro San Bernardo

perro-san-bernardo

  • Altura a la cruz: machos por lo menos 70 cm y hembras por lo menos 65 cm.
  • Peso: de 60 a 90 kg
  • Capa: blanca y roja o blanca y amarillo castaño
  • Aptitudes: perro de guarda y de avalanchas

Todos tenemos en la cabeza la imagen del San Bernardo como un perro grande y bonachón, que atraviesa incansablemente grandes bosques con un barril de licor colgando del cuello.

Origen

El San Bernardo desciende del molossus romano (mastín original introducido en los Alpes por los romanos hace unos 2.000 años) y la raza comenzó a tener popularidad cuando los monjes del Hospicio de San Bernardo los criaron para rescatar a viajeros perdidos entre la niebla y la nieve.

Comportamiento

El San Bernardo es de carácter tranquilo, reposado y cariñoso. A pesar de ello, los cachorros deben ser educados con firmeza para poder controlarlos de adultos, ya que es una raza de mucha potencia.

Aspecto

El San Bernardo es ancho, alto, pesado y de huesos duros. Los ojos, de expresión benevolente, son de un tamaño mediano y color castaño oscuro. Las orejas le cuelgan a los lados de las mejillas. Esta raza tiene el cuello muy musculoso, la papada muy marcada y una espalda ancha y firme. Las extremidades son rectas, los pies grandes y la cola larga.

Existen dos variedades de San Bernardo: los de pelo liso y los de pelo duro y largo. Los colores son el marrón rojizo, el rojizo atigrado y el marrón amarillento (anaranjado). Estos tres colores siempre se combinan con las marcas blancas.

Cuidados específicos

Es un perro de enorme fuerza y puede ser educado perfectamente en el interior de un hogar. Se adapta bien a la vida familiar aunque tiende a babear y necesita espacio. Es conveniente que haga ejercicio diario. Debido a su gran tamaño es un animal que come mucho, por lo que su coste de mantenimiento es bastante elevado.

Es muy importante cepillar al San Bernardo a diario y mantenerlo bien aseado, con especial atención en la boca y los ojos.

Salud

Debido a las grandes dimensiones del San Bernardo, su conformación torácica es muy profunda y de gran tamaño y esto puede hacer que esté expuesto a la torsión de estómago. La causa de este movimiento puede ser dada por una abundante comida seguida de un movimiento de rotación axial del estómago. La única solución es una terapia quirúrgica.

¿Y tú que opinas?