Año del Bicentenario del Perú: 200 Años de Independancia

Salvia

salvia

La salvia o salima fina proviene de un arbusto perenne leñoso y resistente que crece en regiones templadas. Tiene hojas ovaladas rugosas, de color verde grisáceo y flores moradas, rosadas o blancas. El término Salvia proviene de la palabra latina “salvare”, que significa “curar”, en referencia a las propiedades curativas de esta planta medicinal.

La salvia pertenece a la familia de las labiadas, un conjunto de plantas entre las que se encuentran el poleo, la menta, el romero o el tomilloLa salvia es uno de los mejores antibióticos naturales y presenta propiedades antioxidantes, antiinflamatorias, cicatrizantes y antiespasmódicas.

También se utiliza la salvia para adelgazar y para reducir la sudoración. Es habitual tomarla en infusión y tiene usos ornamentales, terapéuticos y gastronómicos.

Beneficios de la Salvia

Los aceites volátiles de la salvia matan las bacterias y los hongos, incluso los resistentes a la penicilina. Es muy útil como gargarismo para las irritaciones de garganta, las laringitis y las úlceras en la boca. La salvia o salima fina también se emplea para reducir la segregación de leche y para aliviar los sudores nocturnos y los sofocos durante la menopausia.

Consejo: Es conveniente cortar en pequeños tallos, lavar bien las hierbas y secar adecuadamente antes de conservar la salvia en un lugar seco y oscuro.

Precaución: La salvia puede producir convulsiones si se toman dosis muy elevadas. También puede provocar reacciones alérgicas, como irritaciones en la piel.

¿Y tú que opinas?